Carta de Libertad

¿Está Messi protegido por LaLiga?

0

Leo Messi, jugador del Barcelona, es uno de los jugadores menos violentos que puede haber, pero como a muchos otros jugadores hay veces que se le cruzan los cables.

Desde que volvió el fútbol tras la pandemia que nos dejó casi 3 meses sin fútbol, Leo Messi ha jugado 4 partidos de liga con el Barça. En 3 de ellos debió ver al menos la tarjeta amarilla, pero no la vio nunca.

 

Las acciones polémicas del ’10’ del Barcelona

•La primera acción que debió ser amarilla para Leo fue un ‘piscinazo’ contra el Leganés que terminó además siendo penalti a favor del Barcelona. En esa acción el jugador del Leganés le quita la pelota y Messi al sentir contacto se deja caer. No solo no vio una amarilla que merecía, sino que el árbitro ni siquiera fue a revisarlo porque no se atrevió a señalar en contra de Messi.

•La segunda acción fue contra el Sevilla en una jugada en la que Diego Carlos despeja el balón y, sin mala intención, roza con los tacos al jugador. Al argentino no le gustó y empujó al central con los puños cerrados, en una acción que debió ser roja directa para Messi, pero que, una vez más, el árbitro aparte de no mostrar ninguna tarjeta no fue ni a revisarlo. Una acción más en la que el árbitro no se atrevió a pitar en contra de Leo.

•La tercera acción es la más reciente, ya fue en el partido contra el Athletic de Bilbao. Leo Messi va con la plancha por delante, lo cuál ya es juego peligroso, pero además Messi le pisa el tobillo a Yeray en una acción grave que debió saldarse con roja. El árbitro no solo no le mostró tarjeta, sino que ni los del VAR le avisaron para que fuera a verlo. Esa jugada hubiese supuesto la expulsión del crack del Barça y hubiera afectado al resultado, ya que no habría marcado el gol de la victoria porque Messi dio la asistencia.

Son ya 3 jornadas consecutivas en las que Messi mereció tarjeta , pero no vio en ninguna de ellas. Son muchos los que empiezan a sospechar sobre una posible protección de LaLiga hacia Messi.

 

Opinión personal

Es verdad que Messi no es un jugador violento ni mucho menos y tampoco tiene intención de lesionar a ningún rival. Sin embargo, ningún jugador tiene intención de hacer faltas duras para lesionar al contrario. Muchos defienden estas acciones alegando que se cabrea con razón y que su reacción es normal. Otros lo justifican comparándolo con otras jugadas del pasado. En mi opinión, creo que no se le puede permitir todo a este futbolista, así que ya es hora de que los árbitros se atrevan a sancionar sus acciones como las de cualquier otro jugador. No podemos pasar por alto que un futbolista haga entradas o agresiones a sus rivales y no se le sancione, por mucho que se llame Messi.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: